DORMIR BIEN, VIVIR MEJOR

DORMIR BIEN, VIVIR MEJOR

En nuestra vida cotidiana son muchas las cosas por hacer, hay días en las que nos faltan horas para afrontar las tareas y cometemos un gran error: Restar tiempo al sueño.

Al igual que la alimentación, el tiempo de receso es vital para nuestro organismo, el cerebro y el cuerpo deben tener el descanso necesario. Son muchos los perjuicios derivados de no dormir lo suficiente y debemos evitarlo.

Beneficios de dormir bien

No todo el mundo necesita las mismas horas de sueño, hay personas a las que les basta con 5 horas y otras que necesitan más. Lo ideal, según todos los estudios realizados, va de 7 a 8 horas diarias.

Hay que destacar que no solo es importante el tiempo, también lo es la calidad de ese sueño, que sea profundo y reparador es fundamental.

La salud cardiovascular es una de las beneficiarias, del descanso correcto ya que el aumento de la proteína  C-reactiva, va asociado a la falta de sueño. Esta proteína es la causante, de la mayoría de problemas cardiacos.

El sistema inmune se rige por ciclos de 24 horas, no permitir a nuestro cuerpo hacer el proceso idóneo, incluyendo el reseteo del sueño, nos hace más vulnerables a los agentes externos. Dicho de otro modo, dormir es el mejor antibiótico.

Nuestra actividad neuronal necesita descansar y sin duda puede ser la más perjudicada, cuando no tiene sus pautas necesarias. La memoria, el estado de ánimo y la concentración se ven alteradas y repercute negativamente en el ámbito social y laboral.

Una de las tareas, que se realizan mientras dormimos es la reordenación de ideas y conocimientos, adquiridos durante el día. Si nuestro sueño no es el indicado, podemos sufrir falta de memoria y falta de concentración.

Uno de los errores más usuales es pasar la noche despierto, antes de un examen o una importante reunión en el trabajo. La atención, capacidad de reacción, creatividad … Todo va a estar mermado, si no hemos dormido lo necesario.

El metabolismo es otro favorecido, ya que necesita del sueño para generar energía metabólica y absorber nutrientes.

El descanso nocturno, afecta también al índice de masa corporal que aumenta si no dormimos lo suficiente.

Si estamos intentando perder peso, dormir va a ser imprescindible.

La piel realiza un proceso de eliminación de toxinas y regeneración celular mientras dormimos, por lo tanto no hacerlo de manera y en tiempo correcto, paraliza ese mecanismo.

Nuestro cutis será uno de los primeros perjudicados, si no dormimos bien. Exceso de grasa, falta de luminosidad, aparición de arrugas, falta de elasticidad y aparición de ojeras, pueden ser producto de la falta de sueño.

Para contribuir a la perfecta regeneración, debemos aplicar una crema, momentos antes de ir a dormir.

Ayuda al sueño

Conseguir que el ciclo se cumpla está en nuestra mano, ya que en la mayoría de ocasiones y siempre que no haya una alteración por causas mayores, debemos ayudar a nuestro descanso.

  • Hacer deporte

  • Cenas ligeras

  • Evitar cafeína y alcohol

  • Ambiente idóneo

  • Hora fija



Tener una rutina a la hora de ir a dormir, va a ser una de las mejores maneras de conseguir el objetivo.

Debemos intentar ir a la cama siempre a la misma hora, hacerlo además en el mejor ambiente, tanto de temperatura como de luz y sonido.

Tomar una infusión o relajante natural, unos momentos antes de meternos en la cama, asegurará que conciliemos el sueño más fácilmente.

Para vivir mejor, debemos dormir bien, así que : Felices sueños.

Publicado el 01/02/2019 0 105

Dejar un comentarioDejar una respuesta

Debe estar logado para postear un comentario.
Anterior
Siguiente

Sin productos

Será determinado Envío
0,00 € Total

Comprar